Una millenial feminista que limpia casas, con las cosas muy claras

Galicia Méndez es una orgullosa empleada del hogar a tiempo completo y, harta de escuchar comentarios compasivos, ha decidido dignificar esta profesión.

En su familia, todas las mujeres han trabajado limpiando casas y aunque en esta sociedad no se considere un trabajo con estatus, esta joven de Murcia tiene más estabilidad laboral y un mejor horario que la mayoría de los millenials españoles.

Por ello, con la ayuda de un abogado está trabajando en una guía de los derechos de las trabajadoras en este sector con el objetivo de conseguir la profesionalización y sobre todo el respeto de este trabajo.

Cuando Galicia tuvo que dedicarse esporádicamente a limpiar casas, lo vio como un fracaso. Antes sus ojos, como para la mayoría de la sociedad, su madre y su abuela no habían luchado lo suficiente y se habían conformado con limpiar, y no quería caer en lo mismo.

Pero con el tiempo se dio cuenta de que esto no era así, que este trabajo permitió a las mujeres de su familia vivir de forma autónoma y compatibilizar su vida laboral con la familiar o de ocio. Y ella le ha permitido estudiar una carrera y tener una estabilidad económica y laboral en un mundo en el que la gente de su edad se pega por un puesto de trabajo en el que ni siquiera les pagan.

Por supuesto, Galicia respeta las decisiones de todo el mundo. Si el trabajo que te hace feliz pasa por ser becario un tiempo, de acuerdo, pero eso no es más que pasar por limpiar casas o querer dedicarse a ello.

Además, desde hace un año es posible cursar el Título profesional básico en actividades domésticas y limpieza de edificios, un plan de estudios dedicado exclusivamente a este fin. Algo positivo, pero que esta joven considera insuficiente, ya que para ella la ejecución de las tareas del hogar es algo que todos deberíamos aprender. Tanto para nuestra propia independencia como para una convivencia equitativa.

Limpiar la casa es un trabajo principalmente femenino, o por lo menos lo asumimos como tal. Y no debería ser así. Una mujer no está más cualificada que un hombre para limpiar una casa sólo por haber nacido mujer. Igual que un hombre no está más preparado que una mujer para ser barrendero o peón caminero porque haya nacido hombre.

Son trabajos que requieren unos conocimientos y una preparación específica, además de una exigencia física y psicológica altísima que normalmente no se reconoce. Pero sobre todo, son trabajos igual de dignos y respetables que cualquier otro.

Cómo sacarle partido al Black Friday y al Cyber Monday y no morir en el intento

Ya hace algunos años que en España hemos adoptado la gran fiesta que son el Black Friday y el Cyber Monday. Dos días en los que los descuentos en las compras online se disparan, volviendo locos a los usuarios.

El Black Friday tiene lugar el último viernes de noviembre (este mes el día 25) y los descuentos se hacen tanto online como en tienda; y el Cyber Monday es sólo online el lunes inmediatamente después al Black Friday (28 de noviembre).

Como el descuento está activo durante un período tan corto de tiempo, muchas veces compramos compulsivamente y casi por coacción. Así que vamos a daros unos consejos para aprovechar bien estas fechas y sobrevivir a la locura que conllevan.

 

  1. Anticípate

Si no quieres volver a casa y ver que has comprado de todo menos lo que ibas a comprar, revisa bien las tiendas días antes de la promoción, siéntate un momento, haz una lista de lo que quieres y cíñete a ella. No caigas en promociones tontas, piensa dos veces antes de comprar eso que está tan barato pero que dentro de dos días no vas a usar más.

 

  1. Ponte un tope

Para cumplir bien el punto uno, lo mejor es asignar un presupuesto. Ve haciendo cuentas de lo que llevas gastado o sal de casa con el dinero justo. En el momento puede parecer un rollo si no te da para comprarte algo, pero a la larga tu tarjeta de crédito y tú lo agradeceréis.

 

  1. Haz un poco de research

Muchos de los artículos tecnológicos que compramos en estos días están disponibles en más de un sitio web. Compara los precios, tómate tu tiempo para buscar la mejor oferta, y pon alertas en los artículos que estés siguiendo.

En cuanto a las tiendas de ropa, date cuenta de que la mayoría tienen las mismas prendas, busca bien, unos zapatos o una camisa parecidos en aspecto pueden ser muy diferentes en precio.

 

  1. Aprovecha la compra online

Aunque siempre es bueno ver la prenda en directo, la compra online tiene muchísimas ventajas. Las colas en las tiendas son interminables y el revuelo de prendas que hay no te dejará encontrar todo lo que buscas. Online todo está ordenado, no hay gente y tienen más stock. Además puedes reservar prendas en tienda o tramitar la devolución de lo que compres sin moverte de tu casa.

 

¿Estáis preparadas?

Estad atentas porque vienen sorpresas… Si aún no estáis suscritas a la newsletter de nuestra shop, más vale que lo hagáis, ¡no queréis perderos lo que viene!

Mujeres tenían que ser: Diana López Varela

Inauguramos una nueva sección en la que os hablaremos de mujeres. Mujeres inspiradoras, mujeres de a pie, mujeres de armas tomar.

Empezamos ‘Mujeres tenían que ser’ con Diana López Varela, una joven columnista gallega que escribió y dirigió una obra de teatro llamada ‘No es país para coños’ y que ahora se ha convertido en un libro en el que proclama su fe en el feminismo.

Diana se dio a conocer en las redes sociales en 2013, con la reforma de la ley del aborto de Ruiz Gallardón y su consecuente escrito dirigido a él y titulado ‘Mi coño’, que se compartió hasta las saciedad en múltiples perfiles de Internet. Para ella, la sociedad que quiera igualdad necesita el feminismo, y eso es lo que defiende en su día a día como columnista de El Nacional, y en su libro ‘No es país para coños’.

diana1

En él da un repaso a aspectos en los que las mujeres siguen siendo discriminadas, como en el ámbito familiar o a nivel profesional: «Mientras los hombres no se levanten de sus sillas, nosotras tendremos que seguir agachadas chupándoles la polla», afirma con franqueza.

Pero además habla de la regla, los orgasmos fingidos, lo que dejamos de hacer por complacer a nuestras parejas, la masturbación femenina, la maternidad, los cosméticos, la depilación… con auténtico sentido del humor y de la veracidad.

Porque si algo caracteriza a Diana es que habla desde lo que conoce, partiendo de la verdad de su día a día y de lo que la rodea. Y precisamente esto es lo que hace que tanta gente se vea identificada con ella.

Contundente y franca, criticada por muchos y alabada por otros tantos. Sea como sea, Diana López está consiguiendo remover conciencias con un análisis fresco, ágil e inteligente, apelando a vivencias comunes y a sentimientos verdaderos, hablando de gente normal, de tú a tú.

No tenemos que ser perfectas, tenemos que ser valientes

Una psicóloga de la Universidad de Columbia realizó un estudio en 1970 en el que proponía una serie de tareas a niños y niñas para ver cómo se enfrentaban a algo nuevo y complicado.

Y con ello descubrió que las niñas eran más propensas a abandonar y, en general, lo hacían antes que los niños. Además, cuanto más cociente intelectual tenían las niñas, antes se rendían. En cambio, los niños asumían la actividad como un reto, llenándose de energía y motivándose a poner un mayor esfuerzo.

1468776267_359871_1468835450_noticia_normal_recorte1

Lejos de deberse a una falta de habilidad, esfuerzo o conocimientos adquiridos, lo que ocurría aquí tenía que ver con la personalidad y la educación en los roles de género.

A los niños se les enseña a ser valientes, y a las niñas a ser perfectas. O a intentarlo, porque nadie en este mundo es perfecto, y lo único que trae este intento es frustración.

Si en la educación que recibimos desde niños no se nos enseña a ser valientes sino perfectamente cautelosas, nunca correremos riesgos y nunca nos enfrentaremos a nuevos retos.

En el experimento, las niñas enseguida empezaban a dudar de sus capacidades, perdían confianza y abandonaban; mientras que los niños se enfrentaban a ello asumiendo que cualquier reto puede superarse con esfuerzo.

Lo mismo ocurre con los niños a los que educamos para que no tengan miedo y no lloren, cuando las dos cosas son un acto de humanidad, de que estamos vivos y tenemos sentimientos.

Lo peor es que esto se mantiene con el crecimiento y un ejemplo de ello es que, hoy en día, los hombre siguen presentándose a puestos de trabajos para los que no están totalmente cualificados, y las mujeres ni se lo piensan a no ser que estén un 100% seguras de que dan el nivel.

Si queremos cambiar esto, asumamos y enseñemos que el mundo no necesita gente perfecta, sino gente valiente.

nin%cc%83a

El diccionario de los bolsos

A veces en el mundo de la moda nos perdemos en un batiburrillo de nombres y palabras en diferentes idiomas. Dependiendo de su origen o creador, las prendas y accesorios adoptan nombres internacionales y a veces es imposible aclararse.

Por eso hoy os traemos algunas definiciones de los bolsos más icónicos.

¡Empezamos!

 

‘Shoulder bag’ o bandolera

Este lo conocéis todos, son aquellos que tienen una correa larga que permite colgarlos del hombro o llevarlos cruzados. Suelen ser pequeños o de tamaño medio, ya que muy grandes podrían ser incómodos.

Bandolera Fiji

 

Clutch

El clásico bolso de mano para ocasiones especiales. No tiene correa ni asas y suele ser de fiesta, aunque actualmente cada vez más bolsos del día a día usan este diseño. Parecido al clutch es el sobre, un poco más grande y con una solapa de cierre, o el Wrislet: de las mismas características pero con una cadena o pulsera para poder llevarlo colgado de la muñeca.

Clutch Oriana

 

Shopper

Bolso grande y con asas perfecto para ir al trabajo o de compras. El tote es parecido pero en vez de forma rectangular suele tener forma de trapecio.

 

 

Bowling

Incorporan siempre una correa para llevarlo colgado, pero están diseñados para llevarlo de las asas. Tienen forma redondeada y, aunque suelen ser amplios, también los hay en versiones pequeñas.

Etna Leopardo

Minaudière

Creado en 1934 por Van Cleefe&Arpels. Es el tipo ‘joya’, clásico protagonista de las fiestas y eventos especiales. Suelen ser muy pequeños e incluyen siempre alguna pieza de joyería.

Entre este y el clutch está el bolso tipo caja, también pequeños y rígidos. Suelen llevarse en la mano, pero incluyen en el interior una correa.

Loira
Filera

 

Hobo

Con correa larga para colgarlo del hombro, redondeado en la base y se va encogiendo hacia la parte superior debido a los materiales flexibles con los que se fabrica.

 

Hobo de piel Volga

 

 

Messenger o Satchel

Similar a un maletín o cartera antigua. Es un bolso estructurado con cierre metálico y correa para llevarlo colgado.

 

Minibolsos

Tamaño justo para llevar lo imprescindible y correa larga para llevar del hombro o cruzado para que no sea un estorbo. Los vemos cada vez más, tanto en street style como en pasarela.

 

Saddle bag

De inspiración ecuestre, suelen ser de cuero marrón, forma redondeada tipo herradura y con correa larga.

 

Portadocumentos

Forma rectangular y tamaño medio, normalmente aplanado para llevar (como su nombre indica) documentos. Y en esta línea se encuentra el Pouch, intermedio entre éste y el neceser, ideal para llevarlo en la mano en el día a día cuando necesitamos llevar cosas con nosotras, pero no queremos o no podemos llevar bolso.

 

Tote bags

Bolsas de tela tipo shopper. Son la salvación de muchas ocasiones del día a día cuando un bolso es demasiado arreglado pero necesitamos llevar varias cosas con nosotras. Cada vez están más integradas en el mundo de las grandes marcas de bolsos y en la vida cotidiana.

 

Bombonera

O drawstring, tipo saco, generalmente pequeño. Ancho en la base y se va estrechando en la parte superior con un fruncido.

Bolso de hombro Judas Bacares

 

Y hasta aquí una pequeña muestra del amplio mundo de los bolsos. Nos dejamos unos cuantos tipos en la recámara para otro día 😉

Y vosotras, ¿qué tipo usáis más?

Noviembre en grises y negros

Noviembre viene en gama de grises a negros. Este mes nos centramos en estos colores para enseñaros todas las novedades y dar la bienvenida al tiempo fresquito y a todas las prendas que estábamos deseando sacar del armario.

pantone

Los grises y negros son un clásico del fondo de armario. Para fiesta, para el día a día, para total looks o para combinar. Son colores que nos brindan un mundo de oportunidades y a los que podemos sacar buen provecho.

Usados en arquitectura, en arte, en fotografía, estos colores son una gran inspiración.

Y en moda igual: bufandas, pantalones, jerseys, vestidos, en versión mate o con brillos, cualquier opción es buena.

Nosotras ya tenemos preparada nuestra selección para enseñároslo a través de Instagram, pero os hacemos un adelanto.

Empezamos con el Erien gris, una buena opción para llevar con nosotras todo lo que necesitemos en el día a día.

erien-revista

Y si estabais pensando en algo más de fiesta, el Galápagos es perfecto para cualquier look plata, gris o negro.

galapagos3

No os damos más pistas, lo iréis viendo en nuestras redes 😉